Páginas vistas en total

miércoles, 9 de marzo de 2011

reproducimos una crónica de éste mismo blog de cuatro años atrás con los nombres de la Gente de Radio que honran a nuestra radiodifusión boliviana. Honor y Justicia

Cuadro de Honor. Permanente

Nombres y apellidos de gente de Radio que en forma permanente se irá enriqueciendo.
Raúl Cardona, Maria Luisa de la Flores, Javier Reque, José Oropeza de los Llanos, Raúl Guzmán, Miguel Ibieta, Percy Avila, Walter Mendoza, Gladys Peralta, Oscar Patiño, Nancy Valenzuela, Irma Severich, Mario Godoy, Tito Hoz de Vila, Roberto Covarrubias, Mario Otero, Luis Loza Castro, Danny Villegas, Joaquín Alcoba, Lidia de Vásquez, Luis Montes de Oca, Jaime Saravia, Eduardo Pérez Beltrán, Nelson Peñaranda, Victor Aguilar, Hugo Maldonado, Alberto Alandia, Gaby Salvatierra, Horacio Jáuregui, Jorge Serrano, Jorge Hochmann, Eduardo Lafaye, Hugo Sánchez Careaga, Julio César Bellot, Carlos Hinojosa, Betty Lafuente, Maria Luisa Rivera, Rosa Yáñez, Rosita Marín, Merecedes Antezana, Pepe Vargas, Jhonny Villena,Roberto Balderas, Chepita Espinoza, Gastón Dick Oporto, Carlos Hochmann Steiner, Jaime Barrios, Patricio Sansuste, Rubén López, Gonzalo Vizcarra, Gróver Vega, Marcelino Navia, Nelson Pacheco, William Blok, Henry Torrelio,
(Muchos otros escapan a nuestra memoria, por lo que ruego sus aportes para no dejar a ninguno fuera de ese Cuadro de Honor)

miércoles 28 de febrero de 2007

Carlos Cervantes "l hombre de la calle"

Comenzar con un gran locutor, hombre de radio, pero también del teatro y de las letras. Carlos Cervantes que siendo español tomó a Bolivia como su patria de adopción. Fue Director de Radio Illimani que condujo con acierto y mucho de pasión. Entre los programas que Don Carlos tomó a su cargo, estuvo uno de opiniones muy escuchado y aplaudido "El hombre de la calle". Alguno de los que se nos grabaron para siempre, por la claridad de su pensamiento y la fuerza de su expresión. "No creo en las multitudes" que más o menos decía así. Fue una multitud que proclamó a Cristo en Jerusalén cuando entró montado en un borrico. Salve, hijo de David. Hosanna en el Cielo al que viene en nombre del Señor! Esa misma multitud estuvo frente a Poncio Pilato algunos días después y clamaba por la muerte de Jesús. Pilato quizo conmover a esa masa y mandó azotar a Cristo. Lo presentó de nuevo con los brazos atados a una columna. Al mismo tiempo, colocó al otro lado de la escena a Barrabás, un ladrón y criminal a quién presentó también a la multitud. A quién os suelto. A Cristo o aBarrabás? El gentío gritó a Barrabás. Y qué hago con Cristo?. CrucifícaleCrucifícale! fue a respuesta. Y Cristo fue crucificado.No creo en las multitudes. En aquella que estuvo reunida en la Plaza Murillo aclamando a Belzu que había vencido sobre MelgarejoMelgarejo sintiéndose perdido, simuló darse preso y entregarse al vencedor. Abrir paso que Mmelgarejo se rinde y se entrega al Presidente Belzu. Se abrió paso, llegó a Palacio subió las gradas y Belzu que estaba en el balcón dio unos pasos para abrazar al tirano, en eso un tiro de fusil artero, derribó a Belzu y le provocó la muerte. Todos confundidos y silenciosos. Melgarejo salió al balcón hasta antes ocupado por "el Tata" y gritó "Belzu ha muerto, quién vive ahora?" Por ahíquedamente alguno replicó: Viva Melgarejo y el grito cundió. Esa multitud que proclamaba a Belzu, ahora daba vivas de nuevo al tirano Melgarejo. No creo en las multitudes, porque son traicioneras, volubles, cambiantes, actúan según la corriente, y no tienen memoria. Moraleja. No guiarse jamás por las multitudes, ni creer en ellas.
20 de febrero de 2007 13:39

No hay comentarios: