Páginas vistas en total

domingo, 11 de enero de 2009

"tata" no es sólo padre, es patrón, es mandamás, es jefe de tribu o de clan, es el pater familie de ancestral origen. se equivocó "el jefazo"

Hace pocos días, en un acto público, el Presidente prometió que de aprobarse su proyecto de constitución, procedería a hacer cambios inmediatos en el texto. Esta noticia cayó muy mal en algunos sectores conscientes de la población reforzando las desconfianzas que su proyecto ha sembrado, en el entendido de que es un anuncio temerariamente prematuro el pretender cambiar un proyecto que todavía ni siquiera ha sido aprobado.
Comprendemos que esta declaración de Morales es una especie de paño frío para que los sectores radicales del MAS que quedaron descontentos con los cambios que se hicieron al interior del Congreso retrocedan en la animadversión que esta situación les ha dejado.
Es tal la molestia que el pacto con los parlamentarios provocó en los sectores sociales de Morales, que algunos dirigentes indígenas, como el consejal alteño Roberto de La Cruz se han trasladado a la ciudad de Santa Cruz para expresar que están en desacuerdo con los cambios que se hicieron en la cede del gobierno en ese final improvisado y errático que siguió el mismo camino de la Asamblea Constituyente, que desde el inicio hasta el final elaboró un proyecto de constitución entre gallos y media noche, con acuerdos de toda índole, con revisiones hechas hasta en el local de la Lotería Nacional, cuando no en cualquier oficina o domicilio de los masistas o los oficialistas que hicieron de cupidos para los acuerdos que fueron en realidad negocios medio turbios de ayudamos pero….
Pactos al más fiel estilo de la política boliviana, que sigue tratando a la política como un negocio, razón por la que se atreven a cocinar constituciones, tal como si se tratara de freír patatas, o de hacer pasar 33 camiones de contrabando, o hacer pasar auditorías electorales truchas por santas y buenas.
Pero volviendo al espíritu de los cambios que mencionó a modo de ejemplo el presidente Morales, este planteó que la luz será gratuita y que va a pedir que a los ministros se les llame “servidores” públicos porque ese es el verdadero sentido que él les da a sus funcionarios, y que por otro lado a él no le gusta que le llamen “excelentísimo” , porque esto tiene resabio del imperialismo y colonialismo occidental del que supuestamente quiere deshacerse, pero que va a pedir que le digan “compañero” o “tata” según los “usos y costumbres” de los pueblos originarios.
Y aquí podemos decir que Evo Morales cometió un gafe o un lapsus linguis, porque en realidad nada más patéticamente patriarcal y colonialista que el denominativo “tata” que significa “patrón” o pater familis del clan o de la tribu. Esto nos demuestra que la estructura patriarcal está en la médula y la sangre de la humanidad y que no es privativa de ninguna cultura, puesto que está presente en los cimientos de toda cultura que se han edificado sobre graves avasallamientos y sometimientos de sus propios semejantes.
El significante y la aspiración de convertirse en “Tata presidente” está en el caudal inconsciente de Evo Morales que tiene de sí mismo una imagen de gran autoridad, de poder ilimitado, de dueño de vidas y haciendas. Y por si acaso, esta no es la primera vez que el mandatario boliviano expresa su imagen proyectada a futuro, pues en otra ocasión habló de que algunos alcaldes ante los cheques que les entregaba habrían opinado que agradecían el favor que les hacía el dios Evo.
Dadas estas consideraciones y esta vertiente de auto idolatría en la que desgraciadamente vuelve a tropezar una y otra vez el actual presidente de Bolivia, que además está empecinado en hacerse reelegir indefinidamente, uno de los primeros cambios que sin duda hará al nuevo texto constitucional en caso de que sea aprobado, será el de su reelección indefinida. Después pueden venir a colación otras veleidades que incluso pueden terminar en crueldades, como suele suceder cuando en terreno fértil se dispara la megalomanía, porque una vez que logre lo de más no le costará lograr lo de menos.
Y todo esto a cuenta de ser indígena, de los usos y costumbres, de los quinientos años, del derecho de los pueblos originarios, de la revolución, y de todos esos pretextos que siempre les han servido de argumentos a los dictadores que se atornillan al poder, a sus usos y sus abusos.
(autoría de centa reck en www.hoybolivia.com)

No hay comentarios: