Páginas vistas en total

lunes, 17 de agosto de 2009

al recordar los 184 años de la creación de la bandera nacional Carmela Delgado de ED nos ofrece esta crónica actualizada con referencias a la whipala


Carmela Delgado
La celebración de los 184 años de la creación de la enseña boliviana tendrá un matiz colorido con la incorporación de la wiphala como un nuevo símbolo patrio, que aunque izarla al lado izquierdo de la tricolor no tiene carácter obligatorio, las organizaciones indígenas y campesinas del interior del país ya lo hacen.


De acuerdo con el Decreto 241 que reglamenta el uso de los símbolos patrios, la bandera nacional mantiene su sitial privilegiado como representación emblemática de los bolivianos, mientras que la wiphala, de origen precolombino, es sugerida como la representación de la pluralidad.


La enseña boliviana fue creada el 17 de agosto de 1825. cuando habían transcurrido 11 días de la declaración de la independencia, la misma que fue modificada en tres oportunidades. Este 5 de agosto, el presidente Evo Morales no hizo modificaciones a la tricolor, pero incorporó la wiphala, que también está reconocida en el artículo sexto de la Constitución Política del Estado junto con el himno, el escudo, la bandera, la flor de la kantuta y la flor del patujú. En lo que se refiere a la bandera multicolor, el decreto enfatiza que puede ser colocada a la izquierda de la bandera tricolor en los actos oficiales.


Esta situación generó un debate en el país, puesto que los quechuas y aimaras, que están desplazados en todo el territorio boliviano, sienten que ha sido reconocido el símbolo de su lucha, pero los que son de la zona oriental no se sienten identificados con ella. El Plan Tres Mil, que acoge a muchos inmigrantes del occidente del país, fue el primer lugar en abrir un espacio para la whipala.


El historiador Raúl Calderón, considera legítimo que se haga un reconocimiento a los pueblos indígenas del altiplano y piensa que los originarios de tierras bajas también pueden hacer gestiones para que se incluya un símbolo patrio que los represente.


El general Lucio Añez, de la Sociedad de Estudios Geográficos e Históricos, sostiene que la tricolor tiene una historia y una trayectoria desde la lucha por la independencia. Subraya que las Fuerzas Armadas le rinden honores y que la gente la siente como el símbolo de unidad; sin embargo, ve en la wiphala un símbolo patrio, pero que es una opción para aquéllos que se sientan identificados.


El Ministerio de Educación anunció que difundirá el significado de la tricolor y de la wiphala en los colegios de Bolivia para que los estudiantes aprendan sobre el sentido de los símbolos patrios y no se los tome como símbolos de una sola región ni hagan distorsión de carácter político e ideológico. "La wiphala constituye un símbolo patrio, pero no está incorporada la palabra deberá, sino podrá ser izada", concluyó.


El director departamental de Educación, Salomón Vargas, señaló que todavía no se ha modificado nada en el programa de enseñanza escolar en lo que se refiere a los símbolos patrios, porque se aguarda un pronunciamiento local.

Rechazo y orgullo por la inclusión de la wiphala

El anexo de la wiphala en la nueva Constitución Política del Estado, reglamentado por un decreto supremo, tiene cierta resistencia en la zona oriental del país, donde muchos asumen esta decisión como una imposición; sin embargo, llena de orgullo a los bolivianos de la zona del altiplano, que la perciben como un símbolo de lucha.


El presidente del Comité pro Santa Cruz, Luis Núñez, rechaza la iza de la wiphala en la región oriental, porque cree que no identifica a todos los bolivianos. “No es un sentimiento nacional, sino de una región indígena que quiere imponerse sobre las otras culturas. Para nosotros sigue siendo la tricolor, y la bandera cruceña”, dijo.


Contrariamente, Saturnino Pinto, del Comité Cívico Popular, asume este símbolo como una representación de los pueblos originarios del mundo, por eso en esta celebración del 17 de agosto tienen previsto flamearla en el Plan Tres Mil, junto a la tricolor.


El historiador Germán Choquehuanca explica que hasta antes de la conquista española, este símbolo era más de trabajo, una señal de comunicación; pero cuando llegaron los españoles con sus estandartes, los indígenas la usaron como un símbolo de guerra.

Fernando Untoja - analista: Pasó a un escenario político

Hay debilidades en el contenido de la significación de los colores y la disposición en línea horizontal de la tricolor, pero a pesar de eso, la historia de los 184 años ha ido registrándose en la memoria de la gente que se siente representada por este símbolo. A partir de la nueva CPE aparecen otros, como la wiphala, que no es una bandera de los indígenas, pero sí es una representación de lucha fundamentalmente de los aimaras y quechuas, población que se encuentra dispersa en todo el país.


Ahora surge el problema de que unos quieren usar la wiphala para manipular campesinos, siendo que hasta algunos de los que la pregonan en el Gobierno no saben la etimología de la palabra wiphala ni el significado. Por otro lado, la oposición juzga y prejuzga con una carga colonialista, desconoce la realidad de la wiphala y considera que es ajena a Bolivia. Esto ha pasado al escenario político y está siendo utilizado como un pretexto de rechazo o de defensa, unos para manipular, y los otros, para acusar que están sustituyendo el símbolo de la tricolor.

No hay comentarios: